CYBER-SEGURIDAD: Más cerca de la solución al problema si empieza a resolverlo antes de que ocurra

Hoy en día compramos un nuevo computador o teléfono celular, y descargamos todas las nuevas aplicaciones, nos conectamos a las redes sociales, abrimos y cerramos cuentas, facilitamos datos o los recibimos, y muchas veces ni somos conscientes de donde estamos ni a quien recibimos o invitamos a nuestros equipos. Este proceso lo hacemos sin ningún miedo, es más, siendo absolutamente indiferentes a las posibles consecuencias tanto personales como laborales 

Generalmente en el ambito empresarial se adoptan mayores medidas de protección, pero estas no siempre son acordes a los riesgos que se presentancuanto más relajados y confiados se ecuentren con la seguridad que han alcanzado, más expuestos pueden estar a estos riegos. El problema es que el miedo no se percibe realmente hasta que se produce el daño, y aunque se este ante el más terrible de los escenarios, si no se manifiesta en algo concreto, muchas veces es imposible percibirlo. 

Aunque la seguridad absoluta quizás nunca se alcance, lo cierto es que se estará más cerca de dar la solución al problema si se empieza a resolver antes de que ocurra. Para esto se hace necesario comenzar por: 

  • Revisar la seguridad establecida: Hay programas que quedan obsoletos, surgen nuevos peligros y hay que adaptarse a las nuevas situaciones. 
  • Mejorar las barreras y la protección: hay nuevas formas de protegerse y de almacenar nuestros datos. Ademas crear copias de seguridad que si llega el momento faciliten reestablecer los programas. Disponer de un histórico actualizado de una manera precisa. 
  • Enseñar a los trabajadores a adoptar medidas y evitar acciones de riesgoMuchas veces los incidentes surgen por errores o por pequeños actos negligentes; no abrir correos extraños, no ejecutar archivos desconocidos o que no generen confianzaayudará a protegerse. No facilitar el acceso en internet o restringirlo con criterios razonables puede favorecer que algunos incidentes no lleguen a producirse. 

Por otra parte, la mayor parte de los ciberataques a particulares o pequeñas y medianas empresas no son dirigidos específicamente a una en concreto, sino que son aleatorios y dirigidos por diferentes mecanismos y formatos, por ello la formación de las personas en los modos de trabajar y de navegar por internet es imprescindible para ciertas funciones. Sin embargo, cuando se es una gran empresa u organización es más probable que se reciba un ciberataque dirigido, los responsables pueden seguir múltiples acciones, las cuales no siempre son robar información, o codificar los archivos para pedir un rescate, sino que también pueden: 

  1. Intentar paralizar los portales de internet que dan servicio a los clientes, para impedir las transacciones. 
  1. Suplantar la identidad de algún alto ejecutivo para que se realicen transferencias a sitios controlados por los delincuentes. 
  • Contratar un seguro por si llega a producirse un ciberataque: gestione el incidente e indemnice (hasta el limite de suma asegurado) lo que finalmente se produzca de quebranto económico. Un seguro probablemente no va a poder evitar los ciberataques , pero si puede ayudar a que en algunas ocasiones cuando lleguen a producirse ciertos incidentes sus consecuencias se minimicen y los perjuicios económicos se indemnicen.   

Vivir sin temor alguno quizás sea peligroso porque la confianza o el exceso de ella puede hacerlos más débiles, pero si se hace de esta manera que sea queriendo conocer los peligros para reconocerlos y estar protegido. 

Editado por:

Andrés José Daes Amado

Gerente Comercial

Howden Group